O’Carrol 819, Rancagua, Chile.  Fono 72 2238897- 72 2222800 -  (+56) 9 96331530
Clínica Odontológica Rancagua              Acreditada
¿Cómo elegir un buen dentista? La persona que tiene estas inquietudes normalmente se fija en algunos aspectos y sobre ellos, aplicando el sentido común, toma su decisión. Por este motivo, y con objeto de no cansarle, le damos las siguientes recomendaciones: 1.    Un   médico   de   familia,   ya   sea   un   pediatra   u   otro   especialista   médico   que   conoce   la   salud   de   los   miembros   de   la familia   durante   muchos   años,   con   cercanía,   sabiendo   el   historial   médico   y   las   circunstancias   personales,   son   lo   ideal. La   relación   médico-paciente   adquiere   todo   su   valor   y   el   profesional   sanitario   no   sólo   cura   sino   que   previene   y mantiene   en   salud   a   sus   pacientes.   Esto   es   totalmente   aplicable   al   dentista.   Un   dentista   de   familia   que   tenga continuidad de años es lo ideal para mantenerse un buen estado de salud bucal. 2. El   dentista   debe   idealmente   estar   próximo.   No   puede   suponer   toda   una   tarde   el   desplazarse   a   la   consulta.   Es conveniente   buscar   un   profesional   que   trabaje   en   su   ciudad,   y   que   sea   de   fácil   ubicación.   Es   frecuente   que   muchos dentistas   viajen   a   su   ciudad   esporádicamente   y   resulte   difícil   coordinar   citas   con   él   o   poder   contactarlos   en   caso   de urgencias. 3. Un   buen   profesional   dedica   tiempo   e   insistencia   a   los   hábitos   de   higiene   del   paciente.   De   hecho,   quien   cuida   la boca   es   el   paciente   cuando   a   diario   se   cepilla   y   lleva   una   dieta   correcta.   El   dentista   arregla   lo   deteriorado.   El   trabajo del   profesional   educando,   reforzando   buenos   hábitos,   revisando   la   dieta,   es   imprescindible.   Si   un   diente   presenta caries,   se   obtura,   pero   si   el   paciente   continúa   igual,   volverá   a   cariarlo   al   cabo   de   un   tiempo.   El   modo   de   que   dure muchos años es haciendo que no produzca nuevas caries. Esto es prevención y odontología bien hecha. 4. Una    historia    clínica,    una    exploración    intraoral    y    normalmente    radiografías    son    necesarias    para    un    buen diagnóstico.   El   60   %   de   las   caries   se   diagnostican   con   las   Rx.   La   enfermedad   periodontal   se   valora   con   las   Rx.   Con   un diagnóstico   detallado   y   bien   hecho   el   profesional   puede   hacer   un   buen   trabajo.   Con   un   diagnóstico   incompleto   habrá errores   (   caries,   infecciones,   pérdidas   de   hueso...   no   apreciadas).   Un   buen   diagnóstico,   como   en   cualquier   rama   de   la medicina, es necesario para curar. 5. Hay   pacientes   que   acuden   pidiendo   un   "presupuesto   para   arreglarse   la   boca".   El   presupuesto   supone   primero un   diagnóstico   bien   hecho.   Otra   cosa   es   que   deseen   información   sobre   cuanto   vale   una   limpieza,   una   obturación   o   una determinada   prótesis.   Esa   información   se   la   puede   proporcionar   la   secretaria   y   no   implica   ningún   acto   médico.   Un diagnóstico si es un acto médico. 6. Hay   personas   que   buscan   la   oferta   o   la   ganga   en   la   elección   del   dentista.   Reducir   la   elección   sólo   a   lo económico   es   arriesgado.Busque   precios   razonables.   Si   busca   una   consulta   en   la   zona   más   cara   de   la   ciudad probablemente su coste sea mayor. No siempre lo más caro es lo mejor. 7. Seguros   dentales.   El   90%   de   ellos   son   simples   intermediarios   entre   el   paciente   y   el   profesional.   Ellos   negocian precios a la baja con los dentistas. Hay pocos seguros que controlan la calidad de los servicios, y se limitan al precio. 8. Un   consejo   práctico,   acuda   a   la   clínica   dental   a   una   primera   visita   tranquila,   pida   cita   para   una   limpieza   y valore si se ha encontrado a gusto, considere algunos de los puntos mencionados más arriba y decida. 9. Publicidad   dental.   Siempre   ha   sido   un   tema   controvertido.   Los   colegios   profesionales   (Médicos,   dentistas,   ...etc) tienen   medidas   muy   restrictivas.   No   está   previsto   que   un   profesional   se   haga   publicidad   dando   un   aspecto   de   negocio a   su   profesión.   Al   irrumpir   las   empresas   dentales   han   roto   unilateralmente   ese   acuerdo,   ahora   se   anuncian   en televisión,   en   los   centros   comerciales   etc.   Si   se   deja   llevar   por   la   publicidad   se   enfrenta   a   profesionales   (del marketing) y estos lo mismo le venden un implante dental a usted que un Tv o LCD.